Cómo respondemos ante el COVID-19 | Ver más aquí

Materiales:

  •  ½ litro de agua caliente
  •  1 vaso de vinagre blanco (200 ml)
  •  ½ vaso de bicarbonato de sodio (100 g)

Pasos:

Paso 1: Poner a hervir el medio litro de agua, antes de que empiece a hervir, agrégale el vinagre blanco y remueve bien.

Paso 2: Mientras la mezcla anterior hierve, incorpora el bicarbonato de sodio en el interior de la tubería que deseas limpiar.

Paso 3: Deberás verterla en el fregadero para que se combine en el interior de la tubería con el bicarbonato de inmediato se producirá una reacción de efervescencia, esto es completamente normal.

Paso 4: Déjalo actuar toda la noche para mejores resultados y repite este truco por lo menos una vez a la semana para mantener los malos olores alejados.

Compartir:
ideas mamá lucha
Recetas y tips relacionados.
.